Presentación
Noticias
Enlaces
Contactar
Feria de Artesanía
Empleo con apoyo
Galería de Fotos
Transparencia


Noticias
 
Noticia Las Provincias 16-12-09
Carla tiene cinco años. No puede hablar, ni subir la escalera de su casa de Paterna, ni comer sola, ni comprender las palabras que le dedica con paciencia su madre Antonia, a menos que sea con sencillas señas aprendidas en el «cole». Las manos de su abuela le indican que es la hora de la «merienda». La pequeña sonríe. Un escueto diccionario del día a día permite a Carla comunicarse, a su manera, con el mundo que la rodea.
En el Centro de Educación Especial Francisco Esteve de Paterna «ha aprendido muchísimo. Allí les enseñan a comer, a controlar esfínteres, a andar, les estimulan. Antes no podía ni sentarse en una silla», explica Antonia, mientras le cambia un pañal.
Pero Carla tiene que seguir luchando para ganar autonomía. Su retraso madurativo y la hipotomía muscular requieren «cuidados constantes y estimulación, casi como respirar. Si le quitas apoyo, le recortas mejoras y calidad de vida. No le pueden quitar eso», recalca.
Su caso es como el de las 609 familias de la Comunitat Valenciana con niños con discapacidad intelectual que acuden a centros de educación especial concertados «porque ya no hay suficiente oferta pública», señalan los afectados.
Ayer cerca de un centenar de padres, docentes y pequeños se concentraron en la puerta de Les Corts, aprovechando el debate de presupuestos de 2010, para que no se haga efectivo el recorte del 35% de las ayudas en transporte y comedor. «Pasaremos de pagar los 42 euros de cuota a 162 euros al mes. Muchos no podrán asumir esta cifra porque hay padres que tienen que llevar a sus dos hijos al centro especial», explica Pilar, madre de una niña con un 85% de discapacidad. «Necesita de todo a toda hora», explica. El transporte adaptado «a sus sillas de ruedas y el apoyo para poder comer, por sus dificultades para ser alimentados, necesitan profesionales especializados. Si no, no aprenden ni mejoran», destaca Mari Carmen, otra madre preocupada por el futuro de su pequeño Jorge. «Esto es una injusticia para estos niños», sentencia mientras abriga al suyo a pie de movilización. Existen 15 centros específicos en la Comunitat. «A mí me tocaba llevar a mi hija de Paterna a Cheste por falta de plazas y ahora quieren quitar una ayuda básica para muchas familias. Y si nos cierran esta puerta, ¿dónde podremos llevar a nuestros hijos?», se lamenta Antonia, mientras Carla la llama sin palabras.

<-volver

Cont. Vicente Cardona, s/n - 46980 PATERNA (Valencia) - Tel. 96 138 14 53 - Fax 96 137 07 69 - admin@patronatofranciscoesteve.org
Aviso Legal Mapa Web